Sabores que seguramente probaste en tu infancia y ahora te causarán nostalgia

De chiquitos los niños se meten todo a la boca y seguramente recordarás estos sabores.
Imagen de Ramiro Vargas
Ramiro Vargas 14/03/2016 0 visitas

Cuando éramos pequeños, cualquier novedad lucía muy curiosa y llamaba nuestra atención al cien por ciento, requiriendo en muchas ocasiones que para descubrir cuál era la función de un objeto o como es que realizaba una tarea, podíamos pasarnos horas analizándolo e interactuando de mil y un maneras hasta descubrir cómo es que servía. Claro que en muchas ocasiones nuestra forma de interactuar con dichos objetos muchas veces no era la adecuada, y seguramente recuerdas que en más de una ocasión tu madre, abuela, o cualquier persona mayor que estuviera cerca de ti al momento de descubrir esa novedad, te llegó a decir la clásica frase: "eso no se come", además de hacer diferentes amenazas sobre el daño que le haría a tu estómago el comer esa sustancia u objeto extraño.

Seguramente ahora que eres mayor, debes de recordar con algo de vergüenza alguna de esas ocasiones en que no te importaban las amenazas y continuabas con la intención de devorar esas rarezas, sin importar si estas tenían buen sabor o sabían horrible. Los siguientes son algunos de los objetos más comunes que muchos niños alrededor del mundo llegan regularmente a probar, seguro más de uno te remontará a tu infancia.

1. Pilas.

Pilas.

Crédito: Taringa!

Su sabor metálico las volvía irresistibles, además de que la pequeña descarga que te daba volvía a este objeto toda una adicción.

2. Esmalte para no morderse las uñas.

Esmalte para no morderse las uñas.

Crédito: Taringa!

Claro, las uñas son una de esas cosas que solías comer de manera regular, pero tu madre alguna vez trató de detener tu obsesión con esta horrible sustancia, algo que en verdad nunca te detuvo.

3. Cartón.

Cartón.

Crédito: Taringa!

El dicho que reza que algo sabe cómo cartón, seguramente fue dicho por alguna persona que debió experimentar la degustación de esta sustancia.

4. Arena.

Arena.

Crédito: Taringa!

Seguro que a estas alturas debes de haber olvidado por completo el hecho de haber degustado arena, o tierra, de toda tu infancia por mera vergüenza, pero tienes poco de que avergonzarte, pues una de las cosas que más comúnmente llegan a comer los niños.