10 Cosas peligrosas que hacemos en México y que los extranjeros deberían aprender de nosotros.

Imagen de mitziarlene
mitziarlene 23/05/2017 0 visitas

En México muchas cosas se hacen absolutamente diferentes que en el resto del mundo y muchas veces la peculiaridad con la que hacemos las cosas puede ser más difícil de lo que se ve, provocando algunos accidentes en otras partes del mundo porque no saben el secreto para poder hacer todas estas cosas sin salir heridos en el intento.

México puede tener muchas cosas malas y otros países puedes despreciarnos por muchas razones distintas pero también hay cosas que solo nosotros podemos hacer y enseñarles a los extranjeros. No seremos envidiosos y les daremos los tips sobre las cosas que los extranjeros deberían aprender de los mexicanos para triunfar en la vida y en diferentes actividades.

Cabe mencionar que algunas de estas actividades son peligrosas, como cortar un aguacate y que ahora en muchas partes del mundo ha provocado lesiones graves porque no saben exactamente cómo hacerlo. Tal vez puedas usar algunas de estas sugerencias para enseñarles a tus conocidos extranjeros cómo hacer estas cosas peligrosas sin morir en el intento.

1. Desvenar chiles.

Desvenar chiles.

Crédito: YouTube.

Esto es un arma de doble filo y es que si no se hace con las precauciones pertinentes podría terminar en tragedia, como enchilarte los ojos hasta que sientas que te arden y te explotan.

2. Pelar una tuna.

Pelar una tuna.
Hay que llegar al centro sin espinarte los dedos. Pelar tunas es todo un arte que no muchos dominamos, ni de la cual muchos salen vencedores.

3. Abrir una lata de atún.

Abrir una lata de atún.

Crédito: Latina.

Las madres mexicanas lo hacen parecer fácil pero es que esa tapa de metal es tan peligrosa como un machete en las manos de un niño y hay que tener buena técnica a la hora de retirarla para no rebanarte la mano.

4. Quitarle las espinas a los nopales.

Quitarle las espinas a los nopales.

Crédito: Pinterest.

Es más complejo que lo de las tunas porque no tienen mucha cáscara y las espinas son tan pequeñas que se te puede ir una y así provocar que alguien se espine la boca cuando se coma los nopales.