Personajes históricos que tenían extraños hábitos y misteriosos secretos

Estos genios y personalidades tenían algunas costumbres un poco... raras.
Imagen de Ramiro Vargas
Ramiro Vargas 16/07/2017 0 visitas

Los científicos suelen ser un tipo de personas que llegan a contar con destacadas habilidades físicas o mentales, llegando a sobrepasar a gran parte de la población en un área en específico. Y es que lograr la perfección de una actividad es algo que empuja a los individuos a descubrir o idear nuevas formas de mejorar sus aptitudes o superar sus límites, lo que en muchas ocasiones llega también a crear movimientos o métodos tan vanguardistas que resultan incluso volverse la inspiración de los entusiastas y estudiantes de las disciplinas practicadas por estos grandes genios.

Y también este tipo de personas llegan a realizar nuevos descubrimientos o invenciones que llegan a cambiar por completo la historia del mundo, ya sea en el arte, el deporte, la ciencia y muchas otras áreas que han llevado a la humanidad al maravilloso mundo en el que vivimos actualmente.

Pero a veces, para poder crear el ambiente adecuado para trabajar o encontrar la inspiración para crear algo nuevo, varios de los famosos genios llegaron a tener curiosos y extraños hábitos personales que volvieron una costumbre en sus vidas, y estos son los más extraños y poco conocidos hábitos personales que grandes genios de la historia llegaron a tener.

1. Edgar Allan Poe.

Edgar Allan Poe.

Crédito: List Verse.

Este genial escritor tenía el curioso hábito de escribir todo en una tira de papel, pegando las hojas con cera para hacer de ellas un solo papel.

2. Sigmund Freud.

Sigmund Freud.

Crédito: List Verse.

El famoso padre del psicoanálisis tenía adicción a la nicotina y a la cocaína, lo que le causó una severa arritmia cardíaca, pues se la pasaba fumando habanos. Incluso sufrió cáncer de boca y mandíbula por este hábito.

3. Albert Einstein.

Albert Einstein.

Crédito: List Verse.

Einstein era un genio, eso es conocido por todos. Lo que pocos saben es que también en su infancia tardó demasiado tiempo en hablar, lo cual según él declaró alguna vez, le dio tiempo de pensar mucho en los elementos básicos de la vida, como el tiempo y el espacio. Además llevaba un violín cuando iba en paseos para observar aves, tocando con lágrimas en los ojos.

4. Nikola Tesla.

Nikola Tesla.

Crédito: Imgur.

Este gran genio quién no ha sido suficientemente reconocido por el mundo, probablemente sufría de TOC (transtorno obsesivo compulsivo) y odiaba la suciedad de cualquier tipo, además de que estaba obsesionado con el número 3.