Después de una terrible infancia así le hizo Danny Trejo para dar el salto a la fama

Imagen de Ramiro Vargas
Ramiro Vargas 15/09/2017 0 visitas

Cuando hablamos de estrellas del cine famosas, generalmente solemos pensar en aquellas estrellas que parecen haber nacido con todas las ventajas y virtudes del mundo (aunque en muchas ocasiones su vida privada pueda llegar a ser todo lo contrario); la imagen que muchos solemos crear de una estrella de cine es la de el acaudalado y afortunado millonario galán que nació en una familia influyente o que cuenta con un largo legado en la actuación.

Evidentemente no todas las estrellas del cine tienen orígenes humildes, pero tampoco todas las estrellas de Hollywood han surgido sólo de largas dinastías de actores, pues el trabajo de muchas agencias de actuación es encontrar nuevo talento en cualquier lugar.

Y aunque las historias menos comunes son aquellas en las que personas desafortunadas logran alzarse entre las adversidades, tampoco son inexistentes, aunque si son los casos menos ocurrentes. Danny Trejo es un actor que por mucho tiempo fue conocido por representar a villanos o antagonistas, pero pocos conocen su vida antes del estrellato, y este ex-criminal y ex-convicto de prisión tuvo una afortunada oportunidad que lo ayudó a transformar su vida, y aquí te compartimos parte de su fascinante historia.

Danny Trejo es originario de Los Ángeles, con ascendencia mexicana y es primero tercero de Robert Rodríguez, lo cual explica porque lo hemos llegado a ver en varias películas donde éste es el director. Desde su irrupción en el mundo del cine y la televisión ha estado en más de 70 producciones, desde películas de alto y bajo presupuesto, series de televisión y series animadas hasta en juegos de video.

Creciendo como criminal

Creciendo como criminal

La primera vez que Trejo fue encarcelado fue a los 12 años por golpear a otro niño con una piedra y desde entonces todo fue una escalada de violencia para el. Participó en varios asaltos a tiendas y a los 18 años fue encarcelado otra vez por apuñalar a un marinero con una botella rota.

La vida en la prisión

La vida en la prisión

Después de haber sido encerrado en la prisión de San Quintín, Trejo se convirtió en el rey del pugilismo carcelario. "Boxear en prisión literalmente me volvió una celebridad" declara Danny. De acuerdo con sus mismas declaraciones fue campeón de boxeo en 3 prisiones: San Quintín, Folsom y Soledad.

Amotinamiento

Amotinamiento

El 5 de mayo de 1968 los internos mexicanos en la prisión de soledad se amotinaron y Trejo estaba con ellos. Durante el motín, Danny golpeó a un oficial con una piedra en la cabeza y fue encerrado en solitario durante tres meses. Temía que fueran a condenarlo a muerte así que se puso a rezar diciendo : "Dios si estás ahí, cualquier oportunidad me sirve, si no, estoy frito."

Su proceso de sobriedad

Su proceso de sobriedad

El cambio de Danny comenzó con su plegaria en el confinamiento solitario, pero tuvo que hacer uso de toda su fuerza de voluntad para comenzar a dejar las drogas y el alcohol. Actualmente Trejo lleva cerca de 50 años sobrio; incluso cuando salió de prisión se dedicó a apoyar a adictos por 15 años.